FESTIVAL CELTA FOLK EL MAGUSTO CARBAJO
  INICIO PROGRAMA GRUPOS TRAYECTORIA LOCALIZACION CONTACTO  
 
 

 

 

12º FESTIVAL

Los conciertos y actuaciones que tuvieron lugar durante nuestro XII Magusto fueron los siguientes:

EFECTO VERDOLAGA: Durante su concierto en el Festival el Magusto interpretaron temas de origen tradicional con un aire alegre y divertido que hizo disfrutar a bailando y cantando a los cientos de asistentes que allí se encontraban. Una agrupación para tener en cuenta en próximas ediciones.

MELECH MECHAYA: Melech Mechaya convierten sus conciertos en una fiesta de principio a fin donde el público ríe, baila, participa, se implica y se compincha en un espectáculo irresistible. Muchos visitantes quedaron prendados de su calidad y simpatía. Unos músicos amigos de nuestro Festival que sin duda alguna constituyeron la sorpresa del cartel.

ÁNGEL STANICH BAND: Genial autor de moda que abarrota las salas y locales donde actúa. Gran parte del público asistente venía exclusivamente a ver y disfrutar de su directo. El público se vino arriba cuando sonaron sus himnos que lo han convertido en célebre, “Metralleta Joe” o “Carbura”. Los temas se sucedieron uno tras otro y el público ya estaba entregado por lo que no dejó de bailar y cantar sus canciones hasta el mismo final de su actuación.

GWENDAL:¡Qué decir de Gwendal! Grupo mítico de la música folk con más de cuarenta años de andadura y con una trayectoria inigualable, y aun así en nuestro Magusto comprobamos que aún tenían cuerda para rato! Demostraron que, a pesar de su edad, controlaban plenamente el directo con una perfección milimétrica y una calidad de sonido difícil de igualar. Gran parte del público asistente a nuestro Magusto vino sin duda a disfrutar de Gwendal por lo que a la hora de su actuación. Para nosotros simplemente un sueño hecho realidad.

THE FATTY FARMERS: Desde el minuto cero, el grupo despliega todo un arsenal de energía y buen rollo. Una auténtica fiesta de la que es imposible no querer participar, porque el juego con el público es patente en todo momento, incitándole a cantar y bailar sus ritmos desenfrenados. Todo el Pabellón Polideportivo acabó saltando, bailando y cantando sus temas, alargando su actuación hasta altas horas de la madrugada por petición popular.